La bebida, hecha con semilla de cáñamo, no tiene los efectos de la droga y no sabe a mariguana.

Tuvieron que pasar tres años para que las autoridades mexicanas concluyeran que entre los ingredientes de Cannabeer, una cerveza artesanal hecha con semillla de cáñamo, no se encuentra rastro alguno de THC o CBD,  cannabinoides presentes en la mariguana y con efectos totalmente contrarios. Ahora, la cerveza podrá ser encontrada en cualquier tienda especializada, tienda de autoservicio o restaurante y contrario a lo que se podría pensar, “no te va a poner”.

Y es que aunque podría pensarse que la mariguana y el cáñamo son lo mismo, no es así. Ambas pertenecen a la especie de cannabis sativa, pero el cáñamo suele tener una concentración mayor de CDB -el ingrediente usado con fines medicinales, mientras que la mariguana presenta altos niveles de THC – la sustancia psicoactiva. Por lo que la cerveza no te pondrá high o te relajará más allá de lo que el alcohol lo hace.

“Si te tomas cinco te vas a poner ebrio como con cualquier cerveza, pero es por el alcohol, no por el cáñamo. No te va a dar un efecto psicoactivo que hemos estereotipado alrededor de la planta […] La cerveza está catalogada en este momento para venderse como cerveza artesanal, no como un producto de CBD”, aseguró Angélica quien confesó que fue la etiqueta, antes que el sabor, lo que hizo enamorarse de la cerveza.